octubre 2018

Asume el reto

2018-10-18T21:34:49+00:00octubre 18th, 2018|

A nuestra puerta llegan oportunidades que dejamos pasar por miedo o falta de confianza en nosotros mismos.

Son tantas veces las que lo hemos hecho , que no le damos importancia a que una más engrose la larga lista de oportunidades desaprovechadas.

Solo cuando escasean las echamos de menos y nos lamentamos por haberlas dejado pasar, aunque no hay nada positivo en hacerlo, pues el pasado no se puede cambiar.

Pero esas oportunidades que tocaron nuestra puerta y no supimos aprovechar deben ser un aprendizaje suficiente para valorar las que vendrán.

Ver las oportunidades perdidas como la cuota inicial de mejores decisiones es fundamental para dejar de lastimarnos.

En ocasiones se dejan pasar por que se cree que no se posee los conocimientos suficientes, pero en cualquier carrera a mayor profundización, nos damos cuenta de que nos falta todo por aprender y conocer, por eso los hombres de estado, multimillonarios, empresarios, entre otros, tienen equipos de asesores y expertos que trabajan con ellos, porque su obligación no es saberlo todo, pero sí tomar decisiones acertadas.

En otras es la falta de madurez y experiencia, aunque no sabemos cuándo se alcanza el grado de madurez apropiado ni cuánta experiencia es suficiente.

Cada oportunidad desaprovechada, cada día sintiéndote mal por haberlas dejado pasar, debe ser un aliciente para asumir retos.

No seas tú mismo el principal obstáculo para tu desarrollo, solo superando retos y desafíos, y sobre todo superándote a ti mismo, alcanzarás tus objetivos, metas y sueños.

Puedes seguir a Eduardo Alighieri en YouTubeInstagramFacebookTwitter y LinkedIn, o suscribirte gratis aquí a la Newsletter y recibir en tu email las próximas publicaciones.

septiembre 2018

Superarte a ti mismo es la meta

2018-10-18T20:56:18+00:00septiembre 13th, 2018|

Mirar hacia los lados en una carrera es importante, pero es aún más importante conservar la vista fija en la meta.

Los tiempos en los que los seres humanos alcanzamos nuestros sueños son incomparables a pesar de que compartamos el tiempo y el espacio.

Hemos sido dotados con talentos y dones diferentes, y eso es maravilloso, porque eso nos hace únicos, por esta razón existen jóvenes genios que son profesionales a los trece años y niños de siete que componen sinfonías.

Sin embargo eso no asegura que sean felices, ni que su éxito se prolongue en el tiempo.

Algunos alcanzan muchos de sus sueños siendo muy jóvenes, otros lo hacen siendo ya mayores, pero sin importar el tiempo que le toma a unos u otros lograr sus metas, lo imprescindible en todo camino es no dejar de caminar.

Ve a tu ritmo con un objetivo en mente, ser mejor que ayer, y eso implica trabajar en tu construcción y desarrollo, los logros llegarán siempre y cuando cumplas esa premisa a diario, pues es vencernos todos los días lo que nos permitirá avanzar.

Mirar hacia los lados en la vida puede ser una fuente inagotable de amargura, en cambio mirar hacia al frente traerá paz a tu vida.

Puedes seguir a Eduardo Alighieri en FacebookTwitterInstagramLinkedIn, o suscribirte aquí a la Newsletter.